sábado, 30 de noviembre de 2013

Sáhara Occidental, un país dividido. Mesa redonda en Cantabria




De Cantabria por el Sáhara · 25 de noviembre ·  · Fotos tomadas en Santander, CASYC
El pasado lunes, 25 de noviembre, se celebró en el Centro de Acción Social y Cultural de Caja Cantabria, una mesa redonda que, bajo el título “Sáhara Occidental, un país dividido”, abordó los efectos del muro levantado por Marruecos y los campos de minas terrestres de uno y otro lado del mismo.
El acto, organizado por Cantabria por el Sáhara y la Delegación Saharaui en Cantabria, con la colaboración de la Obra Social y Cultural de Caja Cantabria, contó con la participación de Gaici Nah, Coordinador de la Red de Estudio de los Efectos del Muro y las Minas en el Sáhara Occidental (REMMSO), Aziz Haidar, Secretario General de la Asociación Saharaui de Víctimas de Minas (ASAVIM) y de Laura Soroeta, del Departamento de Sensibilización de REMMSO, actuando como presentadora Mueina Chejatu, Delegada Saharaui en Cantabria, y Gabriel Herrería, de Cantabria por el Sáhara, como moderador.
En su ponencia “El muro y las minas en el Sáhara: pasado y presente”, Gaici Nah fue desgranando la construcción que, en distintas fases, fue levantando Marruecos durante la guerra contra el ejército del Frente POLISARIO, hasta alcanzar los 2.700 Km. de longitud, lo que le convierte en el más largo del mundo tras la Gran Muralla China, dividiendo el país de norte a sur. Nah fue desgranando los efectos de este muro en la población saharaui, tanto los físicos, más evidentes, producidos por la explosión de minas antipersona, como los psicológicos y emocionales, más difíciles de detectar y evaluar. Igualmente difícil es saber con certeza el número de personas muertas o mutiladas a consecuencia de las minas, especialmente si los “accidentes”, se producen al Oeste del muro, es decir, en los Territorios Ocupados por Marruecos. En Territorios Liberados y Campamentos de Refugiados se baraja un número de 1500 víctimas, aunque la organización es consciente de que no todos los casos han podido ser registrados.
Por su parte, Aziz Haidar, habló sobre la labor de ASAVIM, desde su fundación en octubre de 2005 y de su papel de enlace entre las víctimas y comunidades afectadas por una parte y la comunidad nacional e internacional por otra.
La asociación, creada por iniciativa de las propias víctimas, tiene como objetivo general dotar a la acción integral contra las minas en el Sáhara Occidental de una orientación estratégica, haciendo hincapié en la asistencia a las víctimas y en la articulación de los esfuerzos del Gobierno de la RASD y de otros actores nacionales e internacionales en la acción contra las minas y sus efectos sobre las víctimas directas e indirectas.
Laura Soroeta, reflejó la importancia de la información y la sensibilización en la lucha contra el muro del Sáhara Occidental, y contra todos los muros. De ahí que REMMSO trabaje activamente en propuestas educativas de educación para la paz, así como en la realización de campañas de sensibilización y presión política en las que se reclama la desmilitarización, el respeto a los Derechos Humanos, la firma de acuerdos internacionales sobre armas, minas terrestres y bombas de racimo y en la promoción sobre la investigación sobre los orígenes de los muros y las formas de lucha contra estos.
Y todo ello, sin olvidar el apoyo a las víctimas, imprescindible para que estas puedan superar sus traumas e insertarse en la sociedad saharaui.
La proyección del documental “Las flores del muro”, del artista saharaui Moulud Yeslem, dio pié a un animado coloquio en el que Mueina Chejatu situó la existencia del muro en el marco del conflicto generado por la ocupación marroquí del Sáhara Occidental. Por su parte Gabriel Herrería, se comprometió en nombre de Cantabria por el Sáhara a que “este acto suponga un punto y seguido en nuestra relación con REMMSO y ASAVIM para aportar nuestro grano de arena para hacer frente a una realidad, como es la de los dramas generados por las minas y el muro, una realidad, a nuestro modo de ver, más intuida que realmente conocida”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada