domingo, 12 de octubre de 2014

Marruecos ha convertido a la MINURSO en el paraguas de una ocupación colonial (Bujari Ahmed)


Nueva York, 11/10/14 (SPS)-. El Representante del Frente POLISARIO   ante  la ONU, Bujari Ahmed ha asegurado que Marruecos ha convertido con el paso del tiempo a la misión MINURSO en el paraguas de una ocupación colonial durante su intervención ante la  IV Comisión de la Asamblea General de la ONU.
Bujari Ahmed dijo  que  “la MINURSO vino al Sahara Occidental para una obra de paz, para organizar un referéndum de autodeterminación que Marruecos aceptó y firmó. Los hechos demuestran que Marruecos la ha ido convirtiendo, paso a paso, en el paraguas de una ocupación colonial”.   
El diplomático  saharaui ha  condenado la falta de cooperación de  Marruecos con  la ONU por la búsqueda de una solución al contencioso y dijo que Marruecos con señaladas maniobras y evasivas  obstruye  la continuidad del esfuerzo mediador de la ONU y agrega que “ por las mismas razones de obstrucción, ha denigrado públicamente la designación por la Unión Africana del Presidente Chissano  y no ha permitido que la nueva Representante especial y Jefe de la MINURSO viaje al Sahara Occidental para asumir su cargo en el Territorio”.
A  continuación el texto íntegro de la intervención del  F.POLISARIO ANTE LA IV COMISION
69 sesiones de la ASAMBLEA GENERAL de la ONU
Nueva York, 10 de Octubre 2014
Señor Presidente
Me dirijo a esta importante Comisión en nombre del Frente Polisario, representante legitimo del pueblo saharaui. El Sahara occidental es todavía la última colonia en África, y su continua ocupación por el Reino de Marruecos desde hace ya 40 años es antes que nada un desafío frontal a la posición establecida por la Comunidad internacional que ha proclamado de forma reiterada el derecho del pueblo saharaui a la autodeterminación e independencia. Este desafío se ha prolongado demasiado en el tiempo y ha sonado la hora para que se le ponga fin.
Algunos desarrollos acontecidos recientemente brindan una nueva oportunidad.  De un lado, la Unión Africana ha designado al anterior Presidente de Mozambique, Sr. Chissano, como su Enviado Especial para el Sahara occidental, en reflejo del interés legitimo de nuestro continente de reactivar su cooperación histórica con la ONU en el proceso descolonizador del Sahara occidental. De otro, el Secretario general de la ONU anunció en su informe de abril 2014 al Consejo de seguridad que hará en abril 2015 una evaluación final acerca de la pertinencia del proceso de paz-hoy bloqueado por Marruecos- a fin de que el Consejo asuma plenamente sus responsabilidades. Para tal fin, anunció que su Enviado Personal, Embajador Ross, iría a la región al ritmo de una visita al mes.
El Embajador Ross solicitó en mayo, junio y septiembre la cooperación de las partes para llevar a cabo su misión. Obtuvo la respuesta positiva del Frente Polisario pero no ha podido sin embargo ir a la región en las tres ocasiones porque Marruecos, bajo la excusa de subterfugios y maniobras dilatorias, ha decidido no cooperar, obstruyendo así la continuidad del esfuerzo mediador de la ONU. Por las mismas razones de obstrucción, ha denigrado públicamente la designación por la Unión Africana del Presidente Chissano y no ha permitido que la nueva Representante especial y Jefe de la MINURSO viaje al Sahara Occidental para asumir su cargo en el Territorio.
Hace hoy 23 años, Sr. Presidente que la MINURSO vino al Sahara Occidental para una obra de paz, para organizar un referéndum de autodeterminación que Marruecos aceptó y firmó. Los hechos demuestran que Marruecos la ha ido convirtiendo, paso a paso, en el paraguas de una ocupación colonial. La descolonización del Sahara Occidental no puede ser confundida o limitada al reemplazo de un colonizador europeo por un colonizador afro-árabe vecino.
Ustedes, y particularmente los Miembros del Consejo de seguridad, deben clarificar si eso es lo que querían que la MINURSO hiciese, es decir, ser guardián de una ocupación ilegal y mirar al otro lado ante el robo a gran escala de los recursos de nuestro país y ante el continuo atropello a los derechos humanos, cuya última víctima ha sido el preso político, Hassana Elwali, fallecido hace menos de una semana por denegación de atención medica en la prisión de la cuidad ocupada de Dajla.  El pueblo del Sahara Occidental, que tanto ha confiado en la ONU, merece y necesita esa clarificación. Tras el transcurso de 40 años, el silencio o la paciencia ante la injusticia impuesta al pueblo saharaui y ante lo que se ha convertido la MINURSO es sinónimo de abdicación de responsabilidades y no es ya una opción convincente. Muchas gracias

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada