martes, 5 de abril de 2016

Ramírez advierte de que cualquier inversión en el Sáhara Occidental será "un gesto hostil". El consejero de Cooperación Institucional del Cabildo de Gran Canaria asegura que "vulneraría la legalidad internacional"

El consejero de Cooperación Institucional del Cabildo de Gran Canaria, Carmelo Ramírez (NC), ha advertido este martes a las empresas interesadas en instalarse en los territorios ocupados del Sahara  Occidental de que cualquier inversión allí "será considerada un gesto hostil hacia el pueblo saharaui".
A juicio de Ramírez, invertir en estos momentos en el Sahara Occidental "vulneraría la legalidad internacional y supondría prestar complicidad al Gobierno de Marruecos en la violación de los derechos humanos y el incumplimiento de las resoluciones de ONU".
El Cabildo de Gran Canaria explica, en un comunicado, que su consejero de Solidaridad Internacional ha hecho estas declaraciones tras asistir a un acto de apoyo a 25 presos saharauis encarcelados en Marruecos por su presunta participación en la organización del campamento de Gdaym-Izik.
Ramírez critica la intención de Marruecos de crear una oficina comercial en El Aaiún y censura el respaldo de "ciertos sectores políticos y económicos a la iniciativa".
"Tratan de dar la imagen de que allí no pasa nada para atraer inversiones de empresarios canarios, y a eso se están prestando el Gobierno de Canarias y un grupo de dirigentes empresariales de las Cámaras de Comercio y de la CCE", apunta.
El consejero de NC advierte además a quien quiera invertir en el Sahara Occidental de que se trata de "un territorio inseguro, que no está sujeto a la soberanía de Marruecos, sino que pertenece al pueblo saharaui, que está pendiente de un referéndum de autodeterminación y en el que, lamentablemente, la guerra puede retornar".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada