domingo, 17 de mayo de 2015

#‎JusticiaParaHaidala‬ La madre saharaui Tekber Haddi comienza la Huelga de Hambre


DEMANDAS LEGÍTIMAS DE LA FAMILIA DE LA VICTIMA A LAS AUTORIDADES DE OCUPACIÓN MARROQUÍS
Después del asesinato de mi hijo en circunstancias muy confusas a manos de colonos marroquís y con el respaldo de las autoridades de ocupación y la negligencia médica intencionada, me trasladé al Aaiún para conocer los hechos de primera mano.
Al conocer la magnitud de la injusticia de las circunstancias de su asesinato y muerte, decidí investigar y esclarecer los hechos hasta las últimas consecuencias: me dirigí al Ministro de Justicia y al Procurador General del Rey en El Aaiún sin obtener ninguna respuesta, y luego volví a escribir al mismo Procurador solicitando información sobre el destino de las denuncias y reivindicaciones.
Por respuesta no obtuve más que el refuerzo del asedio policial y los asaltos a la casa de mi familia y las calles que llevan a ella, con lo que conllevó de torturas dentro de la casa y destrucción de bienes. Todo esto por no doblegarnos ante el diluvio de presiones y ostentosos sobornos (90.000 euros) a cambio de firmar el entierro de nuestro hijo en silencio y abstenernos de cualquier demanda de autopsia, investigación u otra.
Por todo esto, anuncio mi entrada en UNA HUELGA DE HAMBRE INDEFINIDA HASTA CONSEGUIR MIS MÍNIMOS Y LEGÍTIMOS DERECHOS como persona o MORIR EN EL INTENTO:
 1º -Solicito la apertura de una investigación independiente sobre este crimen y aclarar las circunstancias que le rodearon, debido a que las autoridades de ocupación, con este método, pretenden secuestrar la verdad y enterrarla con la  víctima.
2º Detener a los tres colonos Bouchaaib Dinar, Abderrahim Dinar y Yassin Al-Marbouh, que aún quedan en libertad sin ningún seguimiento por parte de la acusación pública ni el juzgado de instrucción.
3º -Apertura de una investigación sobre un conjunto de sus demandas expresadas en la querella número 09/3104/2015 entregada el 12 de febrero de 2015 al llamado procurador del rey de la corte de apelación en El Aaiún ocupado que reclama la detención de los cinco colonos que participaron en el asesinato de mi hijo Mohmed Lamine Haidala
 4º -Investigar las causas de la negligencia médica en el trato de mi hijo en el hospital y juzgar a los responsables, sobre todo al doctor El Hachmi Naoufal.
5º  -Exijo Investigar la detención e interrogatorio y tortura de mi hijo en una comisaría por la policía marroquí sin considerar su estado de salud.
6º  - Exijo la exhumación y autopsia del cadáver de mi hijo por médicos especialistas e imparciales, para aclarar las  causas
7º  - Entregar los restos mortales a la familia para tener un entierro digno
8º  -Detención de los responsables de la policía judicial de la llamada wilaya de seguridad de El Aaiún.
9º  - Indemnizar a la familia tanto por la muerte de su hijo como por los daños físicos, psicológicos y materiales sufridos por los familiares a manos de la policía.
10º  -Levantar el estado de sitio que entra ya en el cuarto mes cercando la casa familiar con tres salvajes asaltos al interior de la vivienda con todo lo que ha conllevado de torturas y destrucción de pertenencias 
Rueda de Prensa Gran Canaria de la madre saharaui Tekber Haddi, en huelga de hambre
Tekber Haddi, la madre del joven saharaui, Mohamed Lamin Haidala, asesinado en los territorios ocupados del Sahara Occidental, iniciará hoy día 15 de mayo una huelga de hambre con el objetivo de poder recuperar los restos mortales de su hijo, así como denunciar la continua violación de los Derechos Humanos que sufre la población saharaui en el Sahara Occidental. La huelga de hambre prevista, es indefinida y tendrá lugar frente al consulado de Marruecos en Las Palmas de G. C. en la calle Pelayo número 14.
Tekber Haddi perdió a su hijo el pasado 8 de febrero. El 31 de enero resultó herido de gravedad por un grupo de colonos marroquíes en la ciudad ocupada El Aaiún, capital del Sahara Occidental. Aquí comenzó una agonía que lo llevó a deambular, primero, por los diferentes calabozos de la policía marroquí y, luego, de hospital en hospital, sin ni siquiera recibir asistencia médica hasta que falleció a cientos de kilómetros, en Agadir, esperando a ser atendido. Según relatan testigos, familiares y organizaciones de Derechos Humanos presentes en dicho lugar.
Cuando Tekber, residente en Santa Cruz de Tenerife, llegó a El Aaiún buscando a su hijo, el día 9, fue presionada para firmar el certificado de defunción, pero se negó, "quería que le hicieran una autopsia, que se investigara su muerte y fueran castigados los culpables". Le ofrecieron "dinero, mucho, un sueldo, cosas", pero no lo aceptó. Por lo que no le entregaron sus restos mortales. "No sé dónde está su cuerpo. Nadie lo sabe. No me puedo callar. Ya he llamado a todas las puertas. Y no podré descansar hasta que lo encuentre", asegura.
Tekber informa hoy sobre la huelga de hambre y denuncia la situación de su familia en los territorios ocupados, “vigilada, amenazada y acosada por agentes de la policía marroquí cada día, durante las 24 horas”, desde que sucedieron los hechos. "Si muero no importa, no tengo problema. La culpa es de los médicos, de los colonos, de los policías marroquíes, de todos. Yo estaré mejor muerta, porque ojalá mi hijo fuera el último, pero cada día les pegan y les vuelven a pegar, a torturar, a detener y, por eso, no me importa", afirma. (ACSPS)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada