viernes, 26 de junio de 2015

‪#‎JusticiaParaHaidala‬ Tekber Haddi en Ginebra para exponer su caso. La sindicalista canaria Conchi Moreno y la concejala de IU Eva Oliva, séptimo eslabón en la huelga de hambre en cadena


Takbar en la sede europea de Naciones Unidas, junto con la delegada saharaui en Ginebra, Maima Mahmud
Conchi Moreno, en huelga de hambre en apoyo a Tekber Haddi
 *Fuente: blog Justicia para Haidala, 25 dejunio de 2015
En este séptimo día la huelga de hambre en cadena en apoyo a Takbar Haddi que reclama justicia para esclarecer el asesinato de su hijo Mohamed Lamin Haidala, Conchi Moreno de la Comisión de Coordinación del sindicato Comisiones de Base tomó el relevo a la diputada de Podemos Canarias Noemí Santana. En su mensaje de relevo, la integrante de CoBas Canarias manifestó que con esta huelga “exigimos que se permita a Takbar recuperar el cuerpo de su hijo, que es el más elemental derecho de un ser humano, y que acabe el silencio cómplice del Gobierno español, al que hipócritamente se le llena la boca hablando de Derechos Humanos y no es capaz de exigir junto a este madre al Gobierno marroquí sus más elementales derechos. También exigimos el digno derecho del Pueblo Saharaui a vivir en su territorio”.
Ayer la madre coraje saharaui viajó a Ginebra para exponer su caso ante la 29ª Sesión del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas.
Varios Ayuntamientos en diferentes comunidades autónomas preparan mociones de apoyo a Takbar Haddi. En concreto, desde Izquierda Unida se instaba esta mañana al nuevo Gobierno de Sevilla a solidarizarse con la causa de Takbar Haddi y a promover “un pronunciamiento oficial del Ayuntamiento en el que muestre su apoyo a la lucha de esta madre coraje y a sus justas reclamaciones”. Precisamente para respaldar este apoyo la concejala sevillana de esta formación, Eva Oliva, se sumaba a la huelga de hambre en cadena “para que se haga justicia y no haya más casos como el de Haidala”. La edil de Izquierda Unida ha insistido, según nota publicada en su web por esta federación de izquierdas, que es “fundamental atender las demandas de un pueblo hermano, como el saharaui, que lleva demasiado tiempo abandonado por nuestras instituciones” y sufriendo represión, torturas y violación de derechos humanos en los territorios ocupados”. 
Mañana jueves será Diego Cañamero, portavoz nacional del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT), el que tome el testigo de Conchi Moreno de CoBas Canarias.  Cañamero difundía un mensaje invitando a otras personas a unirse a él: “El viernes 26 de Junio empiezo una huelga de hambre de 24 horas, desde las 10 de la mañana hasta las 10 h del día siguiente, en apoyo de esta madre saharaui cuyo hijo fue asesinado por el gobierno de Marruecos y pide que le entreguen el cuerpo de su hijo. La huelga de hambre la están haciendo en cadena cientos de personas en el Estado español. Junto a mí, esta huelga la van hacer otras personas del Sindicato a nivel de Andalucía y de la Asociación de El Coronil por un Sahara libre. Todo el que nos quiera acompañar será bien acogid@. La huelga la comenzamos el viernes a las 10 de la mañana en el Centro Obrero Diamantino García”.
El Caso Haidala
Takbar Haddi ha estado 36 días en huelga de hambre fuera del consulado marroquí en Las Palmas de Gran Canarias denunciando el asesinato de su hijo Mohamed Lamin Haidala de 21 años por agresión de colonos marroquíes, con el respaldo de las autoridades de ocupación y la negligencia médica intencionada. Después de la muerte violenta de su hijo, que aconteció cuando ella se encontraba en España, se trasladó a El Aaiún para conocer los hechos de primera mano. Al ser consciente de la magnitud de la injusticia que acabó con la vida de su hijo, decidió investigar y esclarecer las circunstancias de su muerte hasta las últimas consecuencias: se dirigió al Ministro de Justicia y al Procurador General del Rey en El Aaiún sin obtener ninguna respuesta, y luego volvió a escribir al mismo Procurador solicitando información sobre el destino de sus denuncias y reivindicaciones. Takbar Haddi sólo consiguió el refuerzo del asedio policial y los asaltos a la casa de su familia y las calles que llevan a ella, con agresiones dentro de la vivienda, torturas y destrucción de bienes; por no doblegarse ante el diluvio de presiones y sobornos (90.000 euros) a cambio de firmar el entierro de su hijo en silencio y abstenerse de cualquier demanda de autopsia e investigación.
Durante la huelga de hambre de Takbar Haddi, más de 500 asociaciones del Estado español se unieron a ella para denunciar la incitación al odio promovida por la ocupación marroquí entre sus colonos con terribles consecuencias como la muerte del hijo de Takbar, la detención arbitraria y torturas recibidas por Mohamed Lamin Haidala por parte de la policía de ocupación marroquí, la connivencia entre la policía y la justicia marroquí que no han procedido a investigar con seriedad esta agresión con resultado de muerte, la corrupción del sistema sanitario marroquí que denegó el auxilio médico necesario, derecho básico fundamental, y el cerco policial y las agresiones que sufre la familia de Haidala diariamente en su casa de El Aaiún ocupado.
Por prescripción médica y por la insistente petición de personas solidarias con sus reivindicaciones que temían por su vida, Takbar Haddi abandonó su huelga de hambre el pasado 19 de junio, habiendo transcurrido 36 días desde que la empezó; iniciándose huelgas de hambre de 24 horas en cadena realizadas de forma indefinida por diferentes personas del mundo político, cultural y solidario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada