viernes, 4 de marzo de 2016

13 presos políticos aharauis en carcel marroquí en huelga de hambre para llamar la atención de Ban ki-Moon



Fuente. Rabat, 3 mar. Agencia (EFE).
Trece presos saharauis se han declarado en huelga de hambre en la prisión de Salé, junto a Rabat, para reclamar su liberación y llamar la atención sobre su caso a la ONU en el momento en que su secretario general, Ban ki-moon, comienza una visita por la región.
La huelga de hambre la protagonizan desde el martes algunos de los condenados en 2013 a penas de entre 25 años de cárcel y cadena perpetua por los sucesos de Gdaim Izik, el campamento que en 2011 se erigió a las afueras de El Aaiún y cuyo desmantelamiento terminó en tragedia, con la muerte violenta de once agentes marroquíes y dos civiles saharauis.
De los 23 condenados en aquel macrojuicio, son trece los que se han sumado a la huelga de hambre, reconoció ayer la Dirección Penitenciaria marroquí en un comunicado.
La huelga, se indica en el texto, "no guarda relación con sus condiciones de detención" y los presos "gozan de todos los derechos que les garantiza la ley" e incluso de "facilidades suplementarias" en el régimen de visitas.
Aunque también se quejan de sus "condiciones vejatorias" de prisión, la principal reivindicación de los presos es su liberación inmediata y poner así fin a "la detención arbitraria" decidida tras las "falsas acusaciones" que se les imputaron.
El juicio de Gdaim Izik, que contó con numerosos observadores y periodistas, fue muy criticado tras su veredicto, pues la mayor parte de abogados presentes (incluso los contrarios al independentismo saharaui) consideraron que los saharauis fueron condenados sin pruebas que los vinculasen con los asesinatos.
Además, fue el último juicio a civiles celebrado en un tribunal militar, antes de que Marruecos reformara la ley de justicia militar y decretara que esa jurisdicción solo se ocupará de los agentes uniformados.
La huelga de hambre de los presos saharauis se hace para "llamar la atención del secretario general de la ONU y de las mismas Naciones Unidas", según un comunicado de los presos, que reclaman la anulación del juicio y su consideración como presos políticos.
Ban ki-moon es esperado hoy en Nuakchot y en los próximos días visitará Argel, los campamentos saharauis de Tinduf y una base de la ONU en los territorios saharauis que controla el Frente Polisario, pero no incluye en su gira ni Marruecos ni El Aaiún, al parecer por petición expresa del gobierno de Rabat. EFE

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada