miércoles, 25 de mayo de 2016

Takbar Haddi, apoyada por el Ayuntamiento para recuperar el cuerpo de su hijo


Fuente: Burgos Conecta, 24/05/2016  I. del Álamo
Haddi perdió a su hijo en una cárcel saharaui hace un año y tres meses y aún no ha recibido el cuerpo sin vida de Mohamed Lamin Haidala
Tras una huelga de hambre y numerosas acciones de protesta reclamando justicia, Haddi recorre los ayuntamientos españoles pidiendo más ayuda
La Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui organizará unas jornadas sobre los Derechos Humanos a iniciativa del alcalde
Takbar Haddi, apoyada por el Ayuntamiento para recuperar el cuerpo de su hijo Takbar Haddi y sus colaboradores se han reunido con el alcalde. IAC
El Ayuntamiento de Burgos ha recibido una llamada de auxilio desesperada de quien tiene una meta en la vida, y para la que el resto de cosas han dejado de tener sentido. Es el caso de Takbar Haddi, una madre coraje que asegura que su hijo de 20 años, Mohamed Lamin Haidala, fue asesinado por cinco colonos marroquíes hace un año y tres meses, tras sufrir una brutal agresión con unas tijeras. Ahora, Haddi reclama recibir el cadáver de su hijo para poder darle un entierro justo, realizar una autopsia independiente en España y que, finalmente, los culpables sean condenados por su crimen.
La madre coraje denuncia que el asesinato de su hijo ha quedado impune y no ha recibido ni su cuerpo
Según explica la madre coraje, su hijo ya había sido amenazado de muerte por defender la autonomía del Sáhara Occidental. Pero las amenazas se tradujeron en hechos dos años antes de su asesinato, cuando recibió una agresión por parte de la Policía marroquí, que le hirió de gravedad en un brazo, indica Haddi. Meses más tarde, tras no querer abandonar el territorio, tal y como le habían exigido, fue agredido con unas tijeras en el cuello, produciéndole unas heridas que más adelante le provocarían la muerte.
Ante la gravedad de los hechos, Haddi se ha manifestado frente al Consulado de Marruecos en Canarias durante diez meses y ha hecho una huelga de hambre de 36 días, que acabó con su hospitalización. Hasta la fecha, estas acciones no han tenido más reacción que el intento de soborno de las autoridades marroquíes para que olvide las circunstancias en las que murió su hijo y para que, de esta forma, “se apague definitivamente la voz de mi hijo”, denuncia. A Haddi le ofrecieron 90.000 euros que no dudó en rechazar, un intento de soborno que le ha llevado a incrementar su lucha.
De esta forma, Haddi y sus colaboradores han visitado los ayuntamientos de Vitoria, Miranda de Ebro y Bilbao. Además, mañana visitarán los consistorios de Valladolid y Zamora, y ya están cerrando fechas para acudir a San Sebastián, Pamplona y Madrid. El objetivo es recoger firmas y apoyos que permitan solicitar, más adelante, la intervención del Congreso de los Diputados en los crímenes que se están produciendo en el Sáhara Occidental, denuncia la activista. Este es el primer objetivo de Haddi, una intervención política que acabe con el sufrimiento de un pueblo que vive, desde hace 40 años, una complicada situación política.
Un Sáhara sin saharauis
Tras la recepción municipal, Haddi ha agradecido la acogida del alcalde, Javier Lacalle, por atender su caso y ha asegurado que “es un ejemplo loable de lo que debe suponer ayudar a la causa saharaui”. Además, de Lacalle ha partido la iniciativa de que la Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui, presente en la reunión, comience a preparar un ciclo de conferencias sobre los Derechos Humanos que se celebrará durante el próximo mes de noviembre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada