miércoles, 26 de agosto de 2015

África castiga a Mohamed VI vetado no participar en los Juegos Africanos de Brazzaville, Congo 2015

Por Fito Álavarez Tombo
*Fuente. 
África da otro varapalo al monarca alauita. Marruecos no participará en los próximos Juegos Africanos, que se celebrarán del 4 al 19 de septiembre de 2015 en Brazzaville (Congo).
Además de ver a su país fuera de estos Juegos Africanos, Mohamed VI tendrá que ver como la bandera de la RASD (República Árabe Saharaui Democrática) sí ondeará en las diferentes competiciones que conforman esta competición, invitada por unanimidad de todos los miembros de la Asociación de Comités Olímpicos Nacionales de África (ACNOA).
Con esta participación la Unión Africana viene a recordar a Marruecos que la RASD es uno de sus miembros de pleno derecho.
La no participación de Marruecos en estos juegos es debido a su postura intransigente en el tema del Sáhara Occidental, con una política de ocupación y vulneración sistemática de los derechos humanos del pueblo saharaui. Marruecos siempre ha hecho oídos sordos a los llamamientos de la Unión Africana para poner fin a la ilegal ocupación del Sáhara Occidental. En palabras de Robert Mugabe, presidente de Zimbaue, durante la celebración del 52 aniversario de la Unión Africana recordaba que "el Sáhara Occidental es el último reducto de la ocupación colonial en África, que debe ser desmantelada en el cumplimiento de la visión de los padres fundadores, para luchar por un África totalmente independiente y soberana". Por su parte el presidente de la Comisión de la Unión Africana, Nkosazana Dlamini-Zuma, afirmaba que "todavía hay un trabajo que hacer, ya que la misión de liberación de la Unión Africana se ha completado con la excepción de la región del Sáhara Occidental".
Marruecos menospreciando las advertencias enviadas desde los diferentes países africanos y su acercamiento al estado de Israel ha dado la espalda a África. Ahora es África quien no quiere saber nada de Marruecos. Marruecos ha caído en su propia trampa sufriendo un vergonzoso aislamiento en su propio continente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada